En la actualidad, CLOCHINAS NAVARRO es la primera en el sector de la miticultura y la única depuradora en la Comunidad Valenciana dotada con la más avanzada tecnología, con personal altamente cualificado. FullSizeRender-11Después de un largo trabajo y dedicación en las bateas, seleccionan cuidadosamente los bivalvos y los trasladan a Beniparrell (Valencia), donde CLOCHINAS NAVARRO cuenta también con unas amplias instalaciones donde se ubica la depuradora de moluscos y centro de expedición. A escasos diez minutos del Puerto de Valencia, sin perder la cadena de frio, se consigue, depurar en unas condiciones constantemente controladas, limpiar y seleccionar con el más estricto cuidado para garantizar la máxima calidad,envasando el producto fresco en los distintos formatos y por último, distribuir a mercavalencia, grandes superficies, cadenas de
alimentación, mercados… en un tiempo record, la Clochina de Valencia llega fresca a disposición del consumidor. Clochinas Navarro ofrece el placer de degustar la exquisitez que nos brinda el mar, aquí en el golfo de Valencia.

Lo mejor de todo, después de investigar y tras largos estudios y pruebas CLOCHINAS NAVARR0 innova en 2014, dando un valor añadido a su producto sin perder sus cualidades de sabor y frescura.
Ofrece la Clochina Valenciana en formato de un kilo en malla blanca, más limpio que nunca, elimina el biso para que el consumidor final no tenga que realizar gran esfuerzo a la de hora limpiar y cocinar el producto, con tan solo, enjuagar un poco bajo el grifo, un poco de aceite, ajos y un poco de limón en una olla en 5 minutos puede degustar el manjar que nos regala el mar de Valencia.

La moderna planta depuradora utiliza para todas las operaciones agua de mar que se transporta desde el puerto de Valencia CLOCHINAS NAVARRO cuenta con unas instalaciones industriales en las que se eliminan mecánicamente las incrustaciones y el biso del popular molusco.Clochinas Navarro

La depuradora de CLOCHINAS NAVARRO cuenta con 300.000 litros de agua de mar que circulan en circuito cerrado y se depuran al final de cada ciclo. Cada semana, un camión-cuba lleva 25.000 litros de agua del Mediterráneo hasta el polígono industrial de Beniparrell, donde se encuentran las instalaciones de depuración limpieza de clochinas para la reposición del agua consumida tras las depuraciones diarias, con una carga de agua de mar se realiza «en zona A», calificada así por la Conselleria de Sanidad por no haberse encontrado contaminaciones en los análisis periódicos que se realizan

La producción de las típicas clochinas valencianas en bateas está sometida a un férreo control sanitario, por si se detectasen microorganismos patógenos o sustancias tóxicas. De eSin t’tulo-1sta manera, con análisis y revisiones constantes, hay seguridad de que lo que se comercializa está completamente sano.

CLOCHINAS NAVARRO vio en esto la oportunidad de completar el ciclo para dar a su producto un valor añadido, ofreciéndolo al consumidor completamente limpio de incrustaciones y vellosidades del biso. Porque eso es lo que frena a veces la compra de Clochinas: no se dispone de tiempo para limpiarlas, no se sabe muy bien cómo hacerlo, es engorroso… Con las CLOCHINAS NAVARRO ya no hace falta; se compran y tal cual van a la cazuela.

Para eso han integrado los dos procesos, la depuración obligada y el de limpieza, en un sistema continuo. En definitiva han aplicado criterios de empresa moderna, que busca optimizar los recursos para dar un producto de máxima calidad, ofreciendo comodidad y garantía y asegurando el suministro a los clientes. Y eso es lo que también les ha permitido vender a cadenas de supermercados, donde es básico acreditar que no se falla.